berlinale 2022 covidEn gran medida las festividades de este año y las multitudes fueron nuevamente reducidas al mínimo debido a la crisis del COVID-19, y la 72° edición del Festival de Cine de Berlín no fue ajena a estas restricciones con un evento presencial moderado pero, con un comienzo muy prometedor.

Con aforo reducido, 800 invitados asistieron a la ceremonia de apertura en el Berlinale Palast, menos de la mitad de la capacidad normal del gran lugar principal del festival, el evento fue, una señal de esperanza para la industria cinematográfica local y para el cine en general.

El festival fue inflexible en su política del uso de tapabocas para la alfombra roja, lo que hizo que la mayoría de los invitados de alto perfil fueran irreconocibles, aunque muchos se los quitaron para los fotógrafos. Haciendo que la escena se parecía mucho a los viejos tiempos, tanto en la alfombra roja como en el interior, donde varios invitados locales y algo de la industria internacional se congregaron para la ceremonia de apertura.

Claudia Roth, la nueva ministra de Estado de Cultura y Medios de Alemania, recibió fuertes aplausos cuando señaló: “Sí, es un festival en condiciones de pandemia, con restricciones que puedes criticar, con deficiencias que tal vez quieras señalar, pero lo realmente importante es que la Berlinale está sucediendo. Hoy estamos haciendo una declaración para el cine, la cultura del cine, para todos los que aman la cultura y el cine. Estamos enviando una señal de democracia también, porque sin cultura, sin teatro, sin conciertos, sin cine, la vida es muda. El cine no conoce fronteras: construye puentes donde otros construyen muros; nos conecta a todos, donde otros amenazan con la guerra. Nos abre una mirada al mundo, nuestro mundo, tan sacudido, tan herido… nuestro mundo”.

El Festival de Cine de Berlín, tuvo su alfombra roja inaugural para el filme "Peter von Kant" de François Ozon. Elegida por Mariette Rissenbeck y Carlo Chatrian, los co-directores de la Berlinale, la cinta garantiza un toque francés y es, a la vez, un tributo al cineasta alemán Rainer Werner Fassbinder. Una inspiración libre sobre las legendarias "Amargas lágrimas de Petra von Kant", ahora con Denis Ménochet como protagonista, junto con Isabelle Adjani y Hanna Schygulla, la musa de Fassbinder.

La Berlinale se llevara a cabo hasta el 20 de febrero

 

 

Comparte
hablandodecine.com